octubre 19, 2018

El Desarrollo y el Derecho a la Consulta

Hacemos mención al desarrollo imparcialmente por su importancia para nuestro país ahora y siempre que alguna novedad lo hace aparecer a la realidad con todas sus ramificaciones y manifestaciones y en este caso un territorio indígena.

Algo de este proceso de cambio que está en debate es el problema del Desarrollo y éste es vigente justamente por la paradigmática problemática compleja que encierra el TIPNIS (Territorio Indígena Parque Nacional Isiboro Sécure). Es por eso mismo que creemos que el gobierno en su búsqueda de solución a ese problema del TIPNIS convocó a la ONU (Organización de Naciones Unidas) y a la OIT (Organización Internacional del Trabajo) para socializar la normativa como contexto en relación al trabajo que realiza la Asamblea Legislativa en torno a la Ley Marco de Consulta Previa y la Ley 222. Esta iniciativa es un mecanismo democrático que refuerza las instancias de diálogo entre el Estado y los pueblos originarios. Es a través del diálogo que se pueden resolver los conflictos que surgen del aprovechamiento de los recursos naturales que se cruza con los derechos de los pueblos y su territorialidad.

Ahora nos preguntamos ¿qué tiene que ver el desarrollo y la consulta a los pueblos?, tiene mucha relación por el hecho de que ahora son ellos los principales interlocutores para decir su palabra con lo que quieren en términos de desarrollo, es decir la consulta es el mecanismo que visibiliza tales aspectos y no es solo una simple encuesta como se lo prejuzga generalmente por la oposición. Porque la Consulta se convierte en una afirmación al Desarrollo propio, es decir un derecho de los pueblos indígenas para que ellos pos sí mismos decidan qué tipo de desarrollo aspiran o tienen ya definido, lo cual afirma a la vez al Derecho a la libre determinación de los pueblos.

Por eso creemos que es necesario la creación de un mecanismo de consulta, por eso debe discutirse y construirse, porque es algo que debe institucionalizarse al igual que se van institucionalizando las resoluciones del Encuentro plurinacional convocado por el gobierno en 2011 donde se creó el Consejo Nacional Productivo Social y Laboral como parte de un nuevo modelo de participación del pueblo en la idea o manteniendo la premisa del gobernar obedeciendo. Ya que se tiene que separar esa desarticulación que existe entre las políticas o iniciativas o programas del Estado y su pueblo, es decir hacer una verdadera integración de ellas en una nueva gestión plurinacional.

*          Economista e integrante del colectivo Wiphala.

Be the first to comment

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: