Turistas quedan impresionados con la Casa Grande del Pueblo

La Paz.- Manuela, de 27 años de edad, oriunda de España, quedó impresionada por la Casa Grande del Pueblo, que se levanta en pleno centro de la ciudad de La Paz, y optó por tomarse una fotografía con el fondo de la nueva infraestructura para mostrarla a su gente cuando retorne a su país.

“Me ha gustado personalmente los símbolos, nunca había visto esos símbolos en un edificio, en la parte posterior también lleva y es muy llamativo”, dijo en una breve conversación con la ABI.

Manuela también destacó el “buen contraste” que tiene con la modernidad, ya que -dijo- que en estos tiempos ya no se construyen edificaciones coloniales.

Al igual que la ciudadana española, muchos turistas extranjeros que pasaban por las calles Ayacucho y Potosí, donde se alza el edificio, se detuvieron para admirar la construcción, y no solo ellos, también los bolivianos.

Alfonso, de 60 años de edad, quien llegó de Perú, acompañado por su familia, se mostró contento por la infraestructura, e indicó que ayer cuando fue de paseo al Valle de la Luna, en la zona Sur de La Paz, vio desde ese lugar el edificio y ahora de cerca quedó deslumbrado.

“Estamos viniendo después de 20 años y ahora estamos de vacaciones, es deslumbrante este nuevo edificio que será ahora el Palacio de Gobierno, eso tengo entendido (…) con seguridad vamos a participar de la inauguración”, acotó.

Dean de unos 31 años de edad, quien también pasó por la Casa Grande del Pueblo, y aunque no habla muy bien el castellano, logró asegurar que “es muy llamativo y atractivo”.

Josefina, una jubilada del país de unos 72 años, luego de observar esa infraestructura se preguntaba entre carcajadas si el agua llegará hasta tan arriba, refiriéndose al piso 26 de esa construcción.

“Evo (Morales) ha hecho pues esta grandiosa obra, pero esto no hubiera sido posible sin la nacionalización de los hidrocarburos”, dijo y confirmó que asistirá a la inauguración de esa obra que impulsó el Gobierno.

Susana, ama de casa, quien pasaba por el lugar se quedó admirando la edificación e indicó que sus hijos se encuentran “fascinados” con el helipuerto de la Casa Grande del Pueblo, ya que solo vieron esa instalación en las películas.

“Hablaba con mis hijos, yo tengo tres hijos, ellos me decían que vendrán a ver el helipuerto, están fascinados por el helipuerto, eso solo se ve en las películas no más”, señaló.

Esa nueva infraestructura, que remplazará al Palacio Quemado, consta de 26 pisos y cuenta con murales, esculturas, tejidos y otro tipo de ambientaciones que se habilitaron para que la gente reconozca a las 36 nacionalidades indígenas de Bolivia.

Según datos oficiales, el actual Palacio de Gobierno que tiene su entrada principal por la plaza Murillo se convertirá en un museo en el que se expondrá el patrimonio de la época Colonial y Republicana, aunque también se desarrollarán determinados actos protocolares; mientras que la Casa Grande del Pueblo que recoge elementos arquitectónicos “tiwanacotas”, será un lugar abierto a la población.

Be the first to comment

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: