mayo 23, 2019

Soberanía, salud y desarrollo, temas que descollan en Bolivia


Por Odalys Buscarón Ochoa -.


La Paz-. La defensa de la soberanía ante la injerencia de Estados Unidos en los asuntos de Bolivia, la masificación del Sistema Único de Salud (SUS) y la apertura de nuevos yacimientos hidrocaburíferos para el desarrollo nacional descollan en la semana que concluye hoy.

Una carta enviada por parlamentarios opositores y representantes de organizaciones de derecha al presidente de Estados Unidos, Donald Trump, para que intervenga en el proceso electoral boliviano contra la repostulación de Evo Morales multiplicó la marea de repudio en diversos sectores nacionales.

Se movilizaron las principales organizaciones sociales en defensa de la soberanía nacional y en respaldo al presidente Morales y al proceso de cambio que marcha desde 2006.

En particular agrupaciones de larga data en la lucha contra la injerencia estadounidense en la nación sudamericana, como la Confederación Obrera de Bolivia, su dirigencia exigió la expulsión de los legisladores firmantes de esa misiva.

Doce parlamentarios, entre senadores y diputados, de la oposición de derecha y tres representantes de organizaciones civiles solicitaron la intervención de Trump para impedir la candidatura de Evo Morales, en el binomio con el vicepresidente Álvaro García Linera por el Movimiento Al Socialismo-Instrumento Político para la Soberanía de los Pueblos, en los comicios del 20 de octubre.

La titular del Senado de la Asamblea Legislativa Plurinacional (parlamento), Adriana Salvatierra, consideró inaceptable el pedido de intervención a Estados Unidos, al recordar que en el pasado reciente (antes de 2006) políticos conservadores y hasta el expresidente Carlos Mesa (octubre de 2003-junio de 2005) solicitó la inmunidad para militares norteamericanos.

Aclaró, empero, que los asambleístas opositores que suscribieron esa misiva no serán llevados a la Comisión de Ética del parlamento. ‘El pueblo boliviano se encargó de ponerlos en vergüenza’, afirmó.

En comparecencia televisiva, el ministro de la Presidencia, Juan Ramón Quinta, consideró un hecho demasiado grave esa acción, ‘tan grave como pedir que maten a tu Patria’, sostuvo.

Advirtió el funcionario que una demanda como esa ‘a una potencia extranjera da razones para las autoridades imperialistas intenten legitimar una agresión contra el pueblo boliviano’.

De otro lado, con un impacto positivo la ciudadanía acogió esta semana con beneplácito la entrada de la gobernación de Tarija al Sistema Único de Salud (SUS), tras la rúbrica el miércoles último de un convenio de las autoridades departamentales con el Ministerio de Salud.

Con ese paso suman ocho los departamentos que ofrecen, desde el 1 de marzo, asistencia médica gratuita a los bolivianos que no cuentan con un seguro médico.

De las nueve regiones administrativas, solo falta la sureña Santa Cruz; luego de que se adscribiera también el departamento de La Paz. Hasta la fecha, 2,5 millones de personas en todo el país se inscribieron en el nuevo sistema de salud, modelo social sin precedentes en la historia de Bolivia que permite dar cobertura médica gratuita a un 51 por ciento de la población que carecía de seguro.

Otra buena noticia para esta nación fue el inicio este viernes de la operación de extracción de crudo en el pozo exploratorio Chaco Este-X1, en la provincia autónoma de Gran Chaco, departamento de Tarija.

Con una profundidad de tres mil 200 metros y la proyección de 500 barriles diarios, la operación genera grandes expectativas en razón de que comprobará el potencial y mejorará las labores de prospección y producción de hidrocarburos.

Fueron suscritos además tres contratos entre la estatal compañía Yacimientos Petrolíferos Fiscales (YPFB) de Bolivia y la empresa Vintage Petroleum Boliviana para el inicio de las negociaciones con vistas a operaciones de perforación en las áreas de Sayurenda, Yuarenda y Carandaiti; unido a otros estudios de exploración, con una inversión de 75 millones de dólares.

El presidente Evo Morales informó desde el lugar que con esos tres nuevos contratos se incrementarán a siete los acuerdos rubricados desde 2015 para explorar hidrocarburos en áreas de Tarija, ‘que tienen visualizados recursos recuperables de 8,55 trillones de pies cúbicos (TCF, por sus siglas en inglés) en 13 proyectos exploratorios’.

Be the first to comment

Leave a Reply

%d bloggers like this: