noviembre 30, 2020

Perú: Política, políticos y prensa de papel sanitario

por: Patricio Montesinos

La prensa peruana, controlada totalmente por poderosos emporios mediáticos en manos de la derecha tradicional, y figuras políticas vinculadas al narcotráfico y la corrupción como los expresidentes Alan García y Alejandro Toledo, entre otros, desatan una intensa campaña contra Venezuela, al compás de Estados Unidos, y con las mismas escrituras de la Casa Blanca de destruir la Revolución Bolivariana y destronar al presidente Nicolás Maduro.

Los ataques incontrolados y coléricos dirigidos a la nación del fallecido mandatario Hugo Chávez llegan hasta el límite de que el pueblo venezolano vive en la mayor inseguridad y la peor ola de violencia de su historia, además de en medio de una crisis económica sin precedentes, que figúrese usted, les impide tener papel sanitario.

A pesar de que los representantes de la embajada del gobierno de Caracas en Lima han insistido públicamente en explicar lo que ocurre con la violencia desatada por la oposición en la tierra de Simón Bolívar, los medios de comunicación en Perú, autotitulados “analistas en gobernabilidad” y exmandatarios acusados de robar y estar implicados con mercaderes de estupefacientes, la emprenden insistentemente y sin tregua contra Venezuela.

García, quien enfrenta serias denuncias y es investigado por una Mega Comisión Congresional por corrupción y vínculos con el narcotráfico durante su segundo mandato, ha llamado incluso a la comunidad internacional a ser más severa con el ejecutivo de Maduro, y que le exija se imponga la “democracia” en el hermano país latinoamericano.

Por supuesto que ese expresidente no ha esclarecido qué tipo de “democracia” él propugna para los venezolanos, porque sí es la que imperó durante sus dos regímenes en Perú, nada tiene que ver con paz, seguridad ciudadana y abundancia económica para su pueblo, sino todo lo contrario.

La demagogia de García, similar a la de Toledo, quien por cierto reside en Estados Unidos, tiene objetivos indudables: congraciarse y hacerle la pelota a Washington, obtener réditos electorales a costa de Venezuela, y esconder sus delitos, en el caso de García más evidente porque está pendiente de que el Congreso lo pueda inhabilitar políticamente, y dar al traste con sus deseos de volver a la silla presidencial.

La campaña de los medios de comunicación peruanos contra Venezuela no es nada que sorprenda a nadie porque están en poder de los sectores más ultraconservadores de la sociedad, carecen de profesionalidad y mienten a ultranza, como hacen en España los diarios El País, El Mundo, La Razón y ABC, por citar solo algunos, y en Estados Unidos televisoras como la CNN en español, insignia de la desinformación y de las agresiones mediáticas contra cualquier nación del mundo donde se escenifiquen procesos revolucionarios.

Como en Perú parece haber bastante papel sanitario, algunos deberían utilizarlo para limpiar sus bocas y manos del veneno que se les impregna cuando hablan o escriben sobre Venezuela.

Be the first to comment

Deja un comentario