noviembre 28, 2020

Especulación o estabilidad económica

Los últimos informes presentados por organismos internacionales como el Fondo Monetario Internacional y la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), señalan que Bolivia crecería al 4,1% y 4,4% respectivamente, datos que fueron aprovechados astutamente por algunos especuladores económicos que empezaron a crear incertidumbre a la población boliviana.

La pregunta que transmito a los diferentes lectores es: ¿las proyecciones que hacen los diferentes organismos son acertadas o son estimaciones de lo que ellos creen que sucedería con el crecimiento de la economía mundial, regional y particularmente de Bolivia? Si uno revisa los datos publicados, gestión tras gestión, en el documento World Economic Outlook y los compara con los datos oficiales publicados por Instituto Nacional de Estadística podrá evidenciar que las proyecciones emitidas están muy por debajo de la realidad económica del país.

Es claro que al margen de los pronósticos extranjeros, la economía boliviana continúa expandiéndose con uno de los niveles más altos de la región, en un contexto de crisis, y lo más importante, con expectativas positivas en la mayor parte de la sociedad boliviana.

Cabe recordar que el 11 de marzo de 2015, el Ministerio de Economía y Finanzas Públicas y el Banco Central de Bolivia, por décimo año consecutivo y en presencia de representantes de organizaciones sociales, llevaron adelante la subscripción de la firma del Programa Fiscal Financiero 2015, cuyas proyecciones contienen un crecimiento económico del 5%.

El Programa Fiscal Financiero se constituye en un instrumento de planificación y coordinación de las políticas económicas donde se establecen objetivos y metas de la política fiscal, monetaria y cambiaria, para preservar la estabilidad macroeconómica, promover el crecimiento y desarrollo económico, la mejor redistribución del ingreso y la eliminación de la pobreza.

A opinión personal los datos que proyectó el Ministerio de Economía y Finanzas Públicas son muchos más reales que los que muestran organismos internacionales, y el contar con un crecimiento de 5% representaría para Bolivia una ventana de oportunidades para atraer inversión, fomentar la generación de nuevas fuentes laborales y la creación de nuevos emprendimientos, además permitiría al país alcanzar su tercera presea dorada.

Cabe mencionar que Bolivia no siempre se encontró en esta situación favorable sino que, al contrario, era caracterizado por el mal manejo de las finanzas públicas, donde la elevada deuda externa y el déficit fiscal dejaban un aparato estatal residual. El año 2005 se expresa el fracaso histórico de tres ciclos económicos: el ciclo liberal, el ciclo nacionalista y el ciclo neoliberal, los cuales no pudieron solucionar los problemas de desigualdad y pobreza del país.


* Administrador de empresas.

Be the first to comment

Deja un comentario