junio 22, 2021

La Asociación Boliviana de Bibliotecarios (ABB)

La organización de bibliotecarios giró en torno al asociacionismo, iniciativa que logró conformar las bases bibliotecarias en tres eventos nacionales. La Primera Reunión Nacional de Bibliotecarios (7 al 8 de enero de 1974) logró reorganizar la Asociación Boliviana de Bibliotecarios y nominó a su directiva. (1) Sus conclusiones y recomendaciones esencialmente técnicas fueron repetitivas y sin trascendencia. No obstante, es interesante anotar que vuelve a incluirse en ellas una recomendación fundamental para consolidar la creación de la Carrera de Bibliotecología: “Planificar los servicios bibliotecarios del país con el concurso de los bibliotecarios; crear la Dirección Nacional de Bibliotecas; reactivar la Biblioteca Nacional de Sucre (…); solicitar la creación de bibliotecas públicas, escolares y especiales en Pando; activar el normal funcionamiento de la Escuela de Bibliotecología de la UMSA; crear las Asociaciones de Bibliotecarios de Beni, Santa Cruz y Pando; reorganizar y nominar la directiva de la Asociación de Bibliotecarios de Bolivia”.

La II Reunión Nacional de Bibliotecarios (2) (1-3 de diciembre de 1975), aprobó recomendaciones técnicas, visualizando siempre políticas de carácter general: “Incluir al profesional bibliotecario en la División de Planeamiento Educativo del Ministerio de Educación; organizar bibliotecas escolares en los establecimientos educativos particulares; formar maestros bibliotecarios; incluir literatura infantil como material de enseñanza en la Carrera de Bibliotecología de la UMSA; incluir en los programas de las Normales materias de bibliotecología para habituar al maestros en el uso de bibliotecas y la lectura; fomentar la producción de libros infantiles; establecer una Legislación Bibliotecaria; jerarquizar la profesión del bibliotecario; revisar el currículum de la Carrera de Bibliotecología y buscar el apoyo de la OEA; integrar una Comisión Nacional para estudiar la Estructura de un Sistema Nacional de Bibliotecas Universitarias”.

El III Encuentro Nacional de Bibliotecarios (8-11 de julio de 1982), renovó su directiva (3) y trató de consolidar la Asociación, recomendando que “la Directiva de la ABB, esté constituida por lo menos por tres miembros que estén en un mismo distrito” además del mejoramiento de servicios bibliotecarios, profesionalización y status del bibliotecario; adoptó la “Compilación de disposiciones legales de la República de Bolivia sobre Bibliotecas y cuestiones afines, 1825-1982”, (4) presentado por la Asociación de Bibliotecarios de Chuquisaca, comprendido como un trabajo preparatorio del Estatuto Orgánico del Sistema Bibliotecario de la República de Bolivia, que se empeñó en realizar Gunnar Mendoza Loza, director del Archivo y Biblioteca Nacionales de Bolivia (5) y señaló como “fecha nacional del ‘Día del Bibliotecario’, el 23 de julio de cada año”, conmemorando el 23 de julio de 1825, fecha de fundación de la primera biblioteca de la República de Bolivia. (6) Una aparente fortaleza del sector había logrado conformar Asociaciones en Chuquisaca (Gunnar Mendoza y Teresa Gonzáles), La Paz (Arzil Aramayo y Fernando Arteaga), Cochabamba (Jaime Soto y Luis Alberto Ponce), Potosí (Carlos Loayza y Julia de López), Oruro (Clotilde Calancha, Fernando Sandalio y Alfredo López), Tarija (Miguel Ángel Figueroa) y un delegado de la Universidad “José Ballivián” del Beni (Oscar Hurtado). Mas la Asociación Boliviana de Bibliotecarios, sin lograr posicionarse de manera efectiva, entró en receso hasta extinguirse.

Ante el vacío generado se intentó reorganizar al sector, aglutinando en su seno a bibliotecarios, archivistas, museólogos y documentalistas, que fundaron el Comité Nacional de Archivistas, Bibliotecarios y Documentalistas (octubre de 1995) y el Comité Departamental de La Paz (1996), que se extinguieron rápidamente. En un último intento de organizar al sector, se convocó al Congreso Constitutivo de la Asociación de Bibliotecarios y Documentalistas de La Paz (7) el 30 de agosto de 2001, fecha desde la que organiza esporádicamente seminarios y cursos, y apoya al Colegio de Profesionales en Ciencias de la Información, en la organización del Congreso Internacional de Archivistas, Bibliotecarios y documentalistas que convoca.

Con el fortalecimiento de la Carrera de Bibliotecología y Ciencias de la Información, la importancia de las asociaciones de bibliotecarios bajó a un segundo nivel, aunque hay que reconocer que los bibliotecarios profesionales empezaron a devolver recíprocamente favores, como sucedió en los cursillos de Archivística y en el Encuentro de Bibliotecarios que organizó la Asociación de Bibliotecarios de Oruro ABO, llamado al que acudieron profesores y profesionales de la Carrera de Bibliotecología, quienes disertaron junto a miembros de dicha Asociación. Si bien, ese Encuentro mostró nuevo liderazgo y un norte fortalecido, la incidencia de la ABO a nivel nacional y departamental disminuyó ostensiblemente, volcándose a fortalecer las políticas locales. Sus recomendaciones fueron: “Estructurar una Asociación Nacional de Bibliotecarios; cooperar para el funcionamiento del Archivo Histórico de Oruro; crear una biblioteca escolar en Oruro; gestionar la realización de un curso de Bibliotecología de dos años de duración para los bibliotecarios del Departamento; gestionar la personería jurídica de la ABO; gestionar ante organismos internacionales, el envío de publicaciones y becas en Bibliotecología y Archivística. Así mismo acordaron solicitar infraestructura para la Biblioteca Municipal de Oruro; crear una cátedra de Bibliotecología Escolar en la Escuela Normal ‘Ángel Mendoza’; elaborar la Ley de Bibliotecas; crear la Carrera de Bibliotecología en otras universidades del país; elevar a nivel de licenciatura la existente en la UMSA; capacitar a los bibliotecarios; y asumir defensa del funcionario de bibliotecas”.

*            Magister Sientiarum en Historias Andinas y Amazónicas. Docente titular de la Carrera de Historia (UMSA). Presidente del Comité Regional de América Latina y el Caribe del Programa Memoria del Mundo de la Unesco-Mowlac.

1           Presidente, Efraín Virreira Sánchez (Asociación de Cochabamba), Secretaria General, Irma Aliaga de Vizcarra (La Paz), Secretario de Relaciones, Juan Espinoza Cerda (Cochabamba), Secretaria de Formación Profesional y Cultura, Clotilde Calancha de Araníbar (Oruro) y Secretaria de Actas, Florencia de Levy.

2           Directiva: Presidente, Efraín Virreira Sánchez (Asociación de Cochabamba), Secretario General, Juan Espinoza Cerda, Secretario de Relaciones Públicas, Adolfo Vera del Carpio, Secretaria de Formación Profesional y Cultura, Clotilde Calancha de Araníbar, Secretario de Finanzas, Luis A. Ponce y Secretaria de Actas, Ivelyza A. de Ponce de León.

3           Presidenta, Clotilde Calancha, Secretario General, Fernando Sandalio; Secretario de Finanzas, Alfredo López; Secretario de Relaciones Públicas, Fernando Arteaga; Secretario de Formación Profesional, Javier Vásquez y Secretaria de Actas, Teresa de Rodríguez.

4           III Reunión Nacional de Bibliotecarios de Bolivia, op. Cit.: 31.

5           Ibid: 66.

6           Esta resolución no fue cumplida. El Colegio de Profesionales en Ciencias de la Información de Bolivia determinó celebrarla el 30 de junio de cada año, en conmemoración al 30 de junio de 1838, fecha de creación de las Bibliotecas Públicas.

7           Programa del Congreso Constitutivo de la Asociación de Bibliotecarios y Documentalistas de La Paz, organizado por el Comité Organizador: José Roberto Arze, Angelines Mendoza, Freddy Maidana y Abel Rodríguez.

Be the first to comment

Deja un comentario