noviembre 25, 2020

Petrolera de Bolivia exportó gas en 2018

La Paz-, La empresa estatal Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB) cierra 2018 con reservas de gas para abastecer el mercado interno y la firma de importantes contratos a fin de exportar ese producto a países colindantes.

Óscar Barriga, presidente ejecutivo de YPFB, afirmó que concluyen el periodo con la satisfacción de garantizar el suministro de gas a clientes dentro y fuera del país, y el mejoramiento de la calidad de vida de 450 mil personas al instalar 90 mil conexiones domiciliarias.

Barriga explicó que fueron expandidas las redes primarias y secundarias, además de ampliar instalaciones internas para ese servicio.

Asimismo, el sistema virtual de Gas Natural Licuado (GLP), proyecto que contribuye a la seguridad y soberanía energética, benefició a poblaciones de la ciudad de Llallagua (Potosí), Trinidad (Beni) y Cobija (Pando).

Anunció que para 2019 continuarán con la política de masificación del consumo de ese producto y se prevé ejecutar nuevas conexiones para incrementar la cobertura en áreas urbanas e ingresar a comunidades rurales aún sin servicio.

En los últimos 12 años más de cuatro millones de bolivianos fueron beneficiados con gas a domicilio, con ahorro mensual, y favorecidos con las conexiones.

En octubre, YPFB instaló el primer lote de 500 kilómetros de tubería de polietileno producido por la Empresa Boliviana de Industrialización de Hidrocarburos (EBIH) para las redes de gas a nivel nacional, antes empleado sólo en acometidas.

Con alta calidad y competitividad, ese material cumple con la norma ISO 4437, relacionada con el uso de tuberías de polietileno enterradas para suministro de gas, las cuales absorben los movimientos internos de la tierra en caso de sismos y mantienen seguro el flujo del producto, entre otros beneficios.

La EBIH produce tuberías de 20 milímetros para las acometidas y de 32, 40, 63, 90, 110 y 125 milímetros destinadas a otras instalaciones.

Para 2020 prevé suministrar al mercado boliviano garrafas de plástico cubiertas de polietileno, que no requieren mantenimiento, menos pesadas, con tiempo de utilidad de 30 años y su traslucidez permitirá ver el nivel de gas en el interior.

Por otra parte, las reservas de gas de Bolivia certificadas y cuantificadas por la compañía canadiense Sproule International Limited, permitirán la renovación de contratos con Brasil y Argentina, y sobre todo priorizar las prestaciones internas hasta 2035.

NUEVOS MERCADOS EN LA REGIÓN

La estatal boliviana YPFB cierra 2018 con la firma en diciembre de importantes contratos con empresas de Brasil para el suministro de gas natural y urea, además de participar en proyectos de generación eléctrica en el país vecino.

Sobresalen los acuerdos con la compañía GPE Camaçari RJ para el abastecimiento de gas a la planta termoeléctrica Usina, esta última proveedora de energía eléctrica a 100 mil habitantes en los estados del sur de Brasilia, según fuentes oficiales.

El ministro de Hidrocarburos, Luis Alberto Sánchez, destacó que los contratos abren mercados para el gas boliviano en por lo menos cinco estados brasileños: Mato Grosso, Mato Grosso del Sur, Santa Catarina, Paraná y Rio Grande del Sur.

Sánchez resaltó el contrato con la empresa Ms Gas, que establece la venta conjunta del energético en Mato Grosso del Sur para el mercado residencial.

También el marco general de cooperación mutua para el desarrollo de estudios e intercambio de información a fin de que YPFB implemente redes de gas en esa localidad.

Asimismo, la colaboración con Hinove Agrociencia S.A. para la venta de un millón 150 mil toneladas de urea en ocho años, además del intercambio de conocimientos, experiencias y buenas prácticas que permitan dar valor agregado a la producción boliviana del fertilizante.

Memorandos de entendimiento también fueron suscritos con las empresas brasileñas Shell Brasil y Ambar Energía, esta última para desarrollar proyectos de suministro de gas y electricidad al sur del gigante suramericano.

También fueron negociados este año nuevos acuerdos con Argentina para exportar gas natural y ampliar el contrato vigente más allá de 2030, con la participación de empresas privadas del país austral, teniendo en cuenta el envío de un determinado volumen en verano y otro en invierno.

Asimismo, fue revisada la deuda que tiene Argentina con Bolivia por los envíos de gas natural y la ejecución de boletas de garantía por incumplimiento de pago, según lo establecido en el contrato firmado entre YPFB y Enarsa, ahora Integración Energética Argentina S.A.

Por otra parte, la apertura de puntos de venta de urea para beneficio de productores agropecuarios y la comercialización de la nueva gasolina Súper Etanol 92, también marcaron la gestión de la estatal Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos en 2018.

Be the first to comment

Deja un comentario