noviembre 28, 2020

Industrialización del gas, hierro y litio para reducir la pobreza

Acentuar la industrialización de los hidrocarburos, completar la construcción del complejo siderúrgico del Mutún en Santa Cruz y consolidar la producción de baterías a partir del litio contenido en el salar de Uyuni es la fórmula que perfiló ayer el presidente Evo Morales para continuar con la reducción de la pobreza en Bolivia.

El también candidato a presidente por el Movimiento Al Socialismo (MAS), en entrevista con el programa Esta casa no es hotel, de la Red ATB, indicó que la nacionalización del gas en 2006 inició la etapa de la industrialización de los hidrocarburos, por lo que en la actualidad, Bolivia ya produce y exporta urea y gas licuado de petróleo (GLP), y está a punto de generar petroquímica.

“El tema económico (es importante), pero ligado a los hidrocarburos, ya hemos empezado a industrializar, ya estamos exportando urea, GLP, ahora viene cómo exportar la petroquímica y el tema minería”, remarcó Morales.

Agregó que también se ejecuta el proyecto que busca industrializar el Mutún con la construcción de un complejo siderúrgico en Puerto Suárez (Santa Cruz), donde se producirá a gran escala hierro laminado para construcción.

“Cuando terminemos esta industria ya no vamos a importar hierro para la construcción”, señaló.

Para el candidato oficialista, el crecimiento económico y la reducción de la pobreza también deben estar ligados a la industrialización de litio, un área en el que ya se invirtieron más de 600 millones de dólares y que ya produce, aunque todavía en escala piloto, baterías de litio en la planta de La Palca (Potosí).

En la actualidad, Bolivia produce y exporta a escala industrial cloruro de potasio y prevé sumar carbonato de litio el próximo año, además de que genera de manera piloto baterías de litio e impulsa la fabricación de vehículos eléctricos hechos en el país, recordó Morales.

“Ya estamos exportando cloruro de potasio y el próximo año exportaremos carbonato de litio”, remarcó.

También indicó que para acentuar el crecimiento económico se continuará con la política de exportación de productos agrícolas a mercados importantes, como el asiático o de la Unión Europea.

Por otro lado, señaló que de continuar en el gobierno, se encarará una “economía del conocimiento” a partir de la creación de un Ministerio de Ciencia y Tecnología para promover los proyectos de los emprendedores bolivianos, principalmente de la juventud.

Carlos de Mesa, el candidato de la Embajada de EEUU

Para el presidente Evo Morales, el exvicepresidente de Gonzalo Sánchez de Lozada y actual presidenciable de Comunidad Ciudadana (CC), Carlos de Mesa, junto a sus aliados políticos, es el candidato de Estados Unidos para las elecciones generales del 20 de octubre.

Durante una entrevista con ATB, recordó que desde la historia de las dictaduras militares y durante los tiempos neoliberales, partidos como el Movimiento Nacionalista Revolucionario (MNR), el Movimiento de la Izquierda Revolucionaria (MIR), entre otros, se juntaron para gobernar y privatizar los recursos naturales y las empresas del país.

Esta historia —manifestó— ahora se repite con De Mesa, que tiene aliados del viejo pasado político, como el jefe de Unidad Nacional, Samuel Doria Medina, quien la pasada semana anunció su alianza con el candidato de CC.

“Ese grupo nuevamente se junta para la llamada megacoalición de 20 años de neoliberalismo y sobre todo cuando se incorpora Doria Medina a Carlos de Mesa, privatizadores del gonismo, todos se juntaron, no es extraño, debieron juntarse por instrucción de la Embajada de Estados Unidos. Sabíamos desde 2017 que el candidato de la Embajada de Estados Unidos era Carlos de Mesa, aunque se negaba públicamente”, sostuvo Morales.

Esta postura está en los programas de gobierno de la oposición, que buscarán —explicó— responder a las exigencias del Fondo Monetario Internacional, como ocurre en Argentina y Ecuador.

Be the first to comment

Deja un comentario