julio 30, 2021

Candidato a presidencia de Bolivia rechaza represión en El Alto

La Paz-. EL candidato a la presidencia de Bolivia por el Movimiento al Socialismo (MAS), Luis Arce, rechazó hoy la represión de las fuerzas del orden contra los ciudadanos de El Alto, urbe que celebra 35 años de creada.

En medio de las diferentes actividades por el aniversario, la policía reprime con gases y balas de goma a la población descontenta con la gestión del gobierno de facto de Jeanine Áñez, al que reclaman justicia para las víctimas de la llamada masacre de Senkata.

En este 35 aniversario, nuestro reconocimiento a la valerosa ciudad de El Alto. Nos solidarizamos con el dolor de las víctimas de la dictadura. Nuestro compromiso por recuperar la paz y la estabilidad a partir del 3 de mayo. áEl Alto de pie, nunca de rodillas!, escribió Arce en Twitter bajo la etiqueta #SenkataNoSeOlvida.

Desde ayer se producen continuos y violentos enfrentamientos entre los uniformados y la población, hechos que impidieron se consumara una sesión extraordinaria de la Cámara de Senadores a propósito de los festejos por la fundación de la ciudad.

Los alteños registraron con sus teléfonos móviles el actuar de la policía y la denuncian como una tendencia desde el golpe de Estado que obligo a dimitir al presidente constitucional Evo Morales el pasado 10 de noviembre.

Lamentamos lo acontecido en El Alto, el dolor de las familias que perdieron un ser amado debe ser respetado. Hacemos un llamado para que los políticos respeten el dolor de nuestro pueblo dejando provocaciones que amenazan la paz y unidad de los bolivianos, escribió ayer en Twitter el candidato del MAS a la vicepresidencia, David Choquehuanca.

Hasta el momento se reportan varios detenidos y daños a la infraestructura de la ciudad, que ve empañado su cumpleaños por el descontento popular.

El 19 de noviembre de 2020, a solo días de la renuncia forzada del Morales, las autoridades de facto bolivianas autorizaron el uso de la fuerza para desalojar a personas que bloqueaban la planta de gas de Senkata en señal de apoyo al depuesto mandatario.

La acción conjunta de militares y policías dejó 10 fallecidos, 65 heridos y decenas de detenidos, resultado del uso desmedido de fuerzas y medios contra civiles pacíficos.

Be the first to comment

Deja un comentario