mayo 26, 2024

La necesidad de estructuras urbanas y el bien mayor

Por Adolfo Mena Gonzales *-.


Después del censo y dadas las diversas declaraciones realizadas sobre los congresos a realizarse en el Movimiento Al Socialismo (MAS) debe priorizarse el “bien mayor” para tomar decisiones y esto irá acompañado de decisiones que vayan de la mano de los datos estadísticos de las últimas elecciones y de la nueva distribución de la población en lo rural y urbano. Es acá lo que se debe resaltar para tomar decisiones más allá del congreso de la mal llamada “ala radical”, que únicamente propone un candidato que lleva las de perder, y no solo eso, sino que con esa actitud está arrastrando a que los bloques populares (urbanos y rurales) pierdan el poder.

Según lo que señalaba García Linera hace años, existe una modificación en la cantidad de clase social en Bolivia (deja de ser piramidal y pasa a ser pentagonal), en la cual la clase media es la mayoría actualmente en el territorio nacional. Además hay que tener presente que las áreas urbanas son el voto masivo a nivel de “cantidad de votantes” y estas mismas tienen, como se ha visto en los resultados electorales pasados, un desclasamiento en una parte y existe descontento con Evo Morales por el no respeto del referéndum, hecho que dio paso a “justificar” un golpe de Estado por parte de sectores reaccionarios.

Partiendo de eso y teniendo presente que en la actualidad, con el censo realizado, la población rural no se va incrementar y siendo que ese es el sector donde Evo tiene más seguidores, es necesario plantear la necesidad de priorizar las estructuras políticas populares urbanas ya que son las que definirán el voto en las próximas elecciones y esto debe ir más allá de fanatismos y debe basarse en datos y hechos históricos.

Luego del referéndum de 2016 las áreas urbanas están descontentas con Evo por no respetar la decisión del mismo, esto no ha variado en el tiempo a causa de la persona (Evo), pero no así con el partido (MAS), es por eso que Lucho y David ganan en 2020.

Es así que la búsqueda de nuevos cuadros para no tener una asamblea tan mediocre y circunstancial como la actual es lo que se debe priorizar, lo mismo que la estructura partidaria urbana con renovación en actores y que estos tengan mínimamente consciencia social.

Este será el reto que nos deja la historia y nos brindarán los datos del Censo sobre la distribución de la población en lo rural y urbano y que no debe ser algo minúsculo para los bloques populares con vistas a continuar un proyecto popular, dejando de lado el culto a la personalidad y planteando continuidad del proyecto.

Sea el primero en opinar

Deja un comentario