mayo 19, 2024

Economía rechaza informe de Moody’s y garantiza gestión responsable de la deuda externa

La Paz-. (ABI). – El Ministerio de Economía y Finanzas Públicas rechazó la baja de la calificación de Moody´s de Caa1 a Caa3, con perspectiva estable, porque no considera las políticas económicas que permiten proteger la estabilidad y el crecimiento económico de Bolivia.

En ese marco, el Gobierno reafirmó su compromiso con una gestión responsable de la deuda externa y manifestó que los pagos del servicio de la deuda han sido realizados puntualmente, por lo que la posición alarmista presentada por Moody’s sobre posibles incumplimientos en los bonos soberanos no refleja adecuadamente la situación financiera del país.

Para la actual administración, la evaluación de Moody’s no valora los indicadores positivos de la economía, como el crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) y la inflación anual, que la posicionan como una de las economías que, pese al contexto externo adverso, crece y reporta una de las tasas de inflación más bajas de Sudamérica.

“El informe de Moody’s no muestra una evaluación exhaustiva de todos los factores que influyen en la economía boliviana, limitando su análisis a las presiones de liquidez en moneda extranjera, tampoco considera las acciones concretas asumidas por el Gobierno para abordar estos temas”, se explicó en una nota de prensa.

Sin embargo, también- recordó- están en marcha medidas para hacer frente a las presiones de liquidez en el corto plazo y para fortalecer las Reservas Internacionales Netas (RIN) a mediano plazo, a través de estrategias como la industrialización, la sustitución de importaciones y el fortalecimiento productivo.

Asimismo, el Gobierno ha cumplido con sus obligaciones de servicio de deuda puntualmente.

De acuerdo a la nota de prensa, las RIN se están estabilizado y han contribuido a mantener tasas de inflación bajas con un crecimiento económico estable, medidas como la compra de oro por parte del Banco Central de Bolivia y la emisión de bonos en dólares son acciones que impulsan el fortalecimiento de las reservas.

El Ministerio de Economía refutó la consideración sobre las presiones de liquidez externa en la Balanza de Pagos, porque no considera que las reservas se están estabilizando y que los indicadores de riesgo soberano han mejorado en 2024.

En febrero, el Gobierno suscribió un acuerdo con el sector empresarial con medidas para mejorar la liquidez externa como la liberalización de exportaciones, devolución inmediata de Certificados de Devolución Impositiva (CEDEIM) a los exportadores y promoción de inversiones en sectores estratégicos como el agrícola y el de biocombustibles han tenido un impacto positivo, permitiendo apoyo a los sectores generadores de divisas y apoyando a la industria en la sustitución de importaciones para reducir la salida de divisas. De ese acuerdo el Gobierno Nacional ya ha cumplido 8 de los 10 puntos.

Paralelamente, la firma de corresponsalía entre el Banco Unión con el Banco Chino ICBC permite reducir la dependencia de la divisa norteamericana fortaleciendo el uso de otras divisas que favorezcan el comercio directo entre otras monedas con nuestra moneda local.

De acuerdo al Ministerio de Economía, es “evidente que el bloqueo y sabotaje político interno afecta al país, como la falta de aprobación de créditos en la Asamblea Legislativa Plurinacional, pero el Gobierno Nacional asumió el compromiso de enfrentar estos desafíos y seguir aplicando políticas que protejan la economía y promuevan la estabilidad con crecimiento”.

La gestión pasada, cuando las calificadoras de riesgo evaluaron a Bolivia y bajaron su calificación, lo hicieron bajo el argumento de que el país tenía una alta probabilidad de incumplimiento de pagos de la deuda, sin embargo, el Gobierno honró sus deudas de manera puntual, demostrando que esas aseveraciones no eran correctas.

Sea el primero en opinar

Deja un comentario