abril 19, 2021

Bibliotecas sobre Temas Indígenas en Bolivia


Por Luis Oporto Ordóñez ** -.


La generación del Chaco y el Régimen Social, Económico y Cultural del Estado


Los convencionales de la histórica Convención Nacional de 1938, sancionaron la Constitución que introdujo, por primera vez en la historia de Bolivia, el Régimen Cultural, el Régimen Económico Financiero del Estado y el Régimen Social, que garantizaba “la existencia legal de las comunidades indígenas y el fomento de la educación del campesino mediante núcleos escolares indígenas”. En 1945 se convocó al Primer Congreso Indigenal que exigió la eliminación del trabajo servil en las haciendas (el ‘pongueaje’). En 1952 las comunidades indígenas del occidente y los valles imponen la reforma agraria en el occidente y los valles y se crea la Confederación General de Trabajadores Campesinos de Bolivia. En 1964, la dictadura militar firma del Pacto Militar-Campesino y 18 años más tarde el sector se unificó en torno a la Confederación Sindical Única de Trabajadores Campesinos de Bolivia (1982).

Reconocimiento constitucional delos pueblos indígenas de Bolivia
La Constitución Política del Estado, sancionada en febrero de 2009, declara que “la nación boliviana está conformada por la totalidad de las bolivianas y los bolivianos, las naciones y pueblos indígena originario campesinos, y las comunidades interculturales y afrobolivianas que en conjunto constituyen el pueblo boliviano”. Identifica de manera explícita a los pueblos indígenas, al declarar idiomas oficiales del Estado el castellano y “todos los idiomas de las naciones y pueblos indígena originario campesinos, con la obligación de los servidores públicos de ‘utilizar al menos dos idiomas oficiales’, uno de ellos el castellano, el segundo, el que más se hable en una región”. La CPE reconoce como pueblos indígenas un total 37 identidades étnicas distintas.

Bibliotecas sobre temática indígena en Bolivia

Un puñado de bibliotecas del más alto nivel tienen como objeto principal el tema indígena En la ciudad de Sucre la Biblioteca Nacional de Bolivia tiene importantes colecciones sobre temática indígena, desde las crónicas hispanas, hasta recientes estudios. El Instituto Politécnico “Tupaj Katari” y Acción Cultural Loyola (ACLO), han generado importante documentación bibliográfica que espera ser puesta en valor para el servicio público. La ciudad de La Paz concentra la mayor cantidad de bibliotecas en esta temática.

La Biblioteca y Archivo Histórico de la Asamblea Legislativa Plurinacional tiene entre sus colecciones numerosas obras escritas sobre el tema, pero sobre todo su potencial radica en el cuerpo de leyes y decretos promulgados desde 1825 en la Colección Oficial de Leyes. En 1975 el Instituto Nacional de Antropología, creó el Centro de Documentación Antropológica (CDA) que se convirtió en un centro de obligada referencia para los investigadores. La Biblioteca del Ministerio de Asuntos Campesinos y Agropecuarios (MACA), fue creada como resultado de la revolución nacionalista de abril de 1952. Sus fondos bibliográficos, se han refundido en la hoy denominada Biblioteca “Martín Cárdenas”, del Ministerio de Desarrollo Rural, Agropecuario y Medio Ambiente. La Biblioteca del Museo Nacional de Etnografía y Folklore (MUSEF), es la más importante de Bolivia, a nivel oficial en este tema.

Recogió de forma sistemática la experiencia indígena boliviana en todos los formatos posibles, desde el libro clásico hasta el registro de imágenes en movimiento, conformando un formidable corpus documental y bibliográfico. Custodia el archivo microfílmico del Instituto Lingüístico de Verano (1955-1982).

La Universidad Mayor de San Andrés, posee importantes bibliotecas sobre temas indígenas, como la biblioteca del Instituto de Investigaciones Antropológicas de la Carrera de Antropología-Arqueología, el Archivo Lingüístico de la Carrera de Lingüística, repositorio que recoge expresiones de las lenguas originarias y la Biblioteca Central. El Servicio Nacional de áreas Protegidas ha generado importante documentación e información, georeferenciada. Un grupo de ONGs, como la Liga de Defensa del Medio Ambiente (LIDEMA), Internacional Conservation, y The Nature Conservation, tiene valiosa información.

La Biblioteca del Centro de Investigación y Promoción del Campesinado. (CIPCA), es de altísima calidad informativa. La Biblioteca del Taller de Historia Oral Andina (THOA), ha recogido la memoria comunitaria y se ha especializado en historia oral y en la organización de los archivos comunitarios. En Llallagua (provincia Bustillo del Departamento de Potosí), se encuentra la valiosa colección de Radio “Pío XII”, atesora documentos sonoros producidos con los pueblos quechuas y aymaras del Norte de Potosí, Oruro y Cochabamba.

En Oruro el Centro de Estudios de los Pueblos Andinos (CEPA), documenta la historia de los pueblos andinos de origen milenario, y que a la fecha cuenta con una importante biblioteca. En Cochabamba, la Biblioteca Etnológica Boliviana, reunió la totalidad de crónicas coloniales y colecciones completas de las publicaciones de los misioneros en los Colegios Fide y la mayor parte de escritos sobre el tema indígena. En Tarija, el Centro Documental Eclesiástico de la Orden de los Franciscanos, anexa al Archivo Histórico Franciscano, consigna obras de las escuelas de propaganda Fide, como la de Bernardino Nino, José Cardús y Doroteo Ginannechini.

En Santa Cruz de la Sierra, la formidable Biblioteca Indígena de la organización “Ayuda Para el Campesino del Oriente Boliviano” (APCOB), ha recogido de forma sistemática la tradición oral mítica-mágica de los pueblos indígenas del oriente boliviano por los propios indígenas. En Beni, el Centro de Investigación y Documentación para el Desarrollo del Beni, reunió un repertorio sobre las poblaciones indígenas de esa región.
Universidades indígenas de Bolivia

El 2 de agosto de 2008 (fecha de la rebelión del pueblo aymara, en 1931, contra los hacendados que les habían prohibido educarse), se crearon tres universidades indígenas intraculturales e interculturales, comunitarias productivas, descolonizadoras, con la finalidad de transformar el carácter colonial del Estado y de la educación superior y articular la educación superior con necesidades regionales de desarrollo. En Cuyahuani la Universidad Indígena aymara “Tupac Katari”; en Chimoré (Cochabamba), la Universidad Indígena quechua “Casimiro Huanca” y en Kuruyuki-Chuquisaca la Universidad Indígena guaraní “Apiaguaiki Tümpa”. La formación académica se imparte en lengua originaria —aymara, quechua, guaraní— con aprendizaje del castellano y de un idioma extranjero. Han encarado el desafío de crear y desarrollar bibliotecas en lenguas indígenas.


* Síntesis de la ponencia presentada en el Conversatorio de Bibliotecas Indígenas en la Feria Internacional del Cusco, 2-3 de septiembre de 2019.


** Magister Scientiarum en Historias Andinas y Amazónicas. Jefe de la Biblioteca y Archivo Histórico de la Asamblea Legislativa Plurinacional de Bolivia. Docente titular de la Carrera de Historia de la UMSA.

Be the first to comment

Deja un comentario