julio 5, 2022

Defensoría del Pueblo emite un pronunciamiento de 11 puntos ante la «grave» crisis que vive Bolivia

La Paz .- La Defensoría del Pueblo emitió el lunes un pronunciamiento de 11 puntos ante la «grave» crisis por la que atraviesa Bolivia y una escalada de violencia y hechos vandálicos que se registraron en los últimos días.

En el pronunciamiento la Defensoría del Pueblo lamentó los últimos hechos violentos que dejaron casi una docena de heridos en la ciudad de El Alto, los que suman a los 400 registrados durante el actual conflicto.

Además, invocó a las personas que aún se encuentran movilizadas a ejercer su legítimo derecho a la protesta sin recurrir a ningún tipo de acto violento respetando la vida, integridad, salud, propiedad pública y privada y libertad de los bolivianos.

Asimismo, llamó al cese inmediato de acciones de persecución y hostigamiento, como la quema de domicilios de exautoridades, exservidores públicos, líderes de las movilizaciones sociales, cívicas, periodistas, entre otros, porque atentan contra la dignidad de las personas y que son inadmisibles en cualquier circunstancia constituyéndose en delitos.

Exigió a la Policía Boliviana a cumplir su rol constitucional de defensa de la sociedad y la conservación del orden público, desplegando los efectivos necesarios en todo el país para detener los actos delincuenciales y vandálicos que cometen algunas personas.

Demandó de forma inmediata a los partidos políticos que conforman la Asamblea Legislativa Plurinacional (ALP) a instalar la sesión prevista para el martes para considerar la renuncia del presidente Evo Morales y dar paso a la sucesión constitucional.

Recordó a las Fuerzas Armadas su misión constitucional de defender y conservar la independencia, seguridad y estabilidad del Estado, su honor y soberanía, además, solicitó a las alcaldías apoyar en el resguardo de la población e instituciones desplegando a sus respectivas Guardias Municipales.

Exhortó a las entidades prestadoras de servicios básicos y de salud, garantizar la provisión de los mismos.

Recordó a los medios de comunicación, su deber de informar con objetividad y responsabilidad, evitando difundir información alarmista que pueda generar mayor zozobra y pánico y pidió a la población respetar el trabajo de los periodistas.

Ante las constantes agresiones por parte de personas y organizaciones de todas las posiciones políticas habilitó la línea gratuita 800108004 y la página web www.defensoria.gob.bo para recibir y atender las denuncias de la población.

También exhortó a la población a abstenerse por principio humanístico a atentar contra hospitales públicos y centros médicos privados.

Finalmente, la Defensoría del Pueblo comunica que continúa desarrollando su labor de velar por los derechos humanos, sin distinguir afinidad política u origen, además que se mantendrá vigilante de la actual situación, pues su compromiso y vocación está con el pueblo boliviano.

«Que la paz, la solidaridad y la hermandad permitan reafirmar la democracia y las importantes conquistas del pueblo boliviano», señala el documento.

Sea el primero en opinar

Deja un comentario