octubre 28, 2020

Jeanine, los vuelos y la pandemia

A esta historia  situada en Bolivia le sobran elementos para ser una telenovela mejicana: poder, sexo, dinero y corrupción. E involucra la tecnología de moda pues las pruebas estaban todas en Instagram. Y fueron subidas por los involucrados demostrando que Narciso siempre se hunde en las aguas del lago tras su propia imagen.

Mauricio Raña Torrez colocó la selfie de su viaje hacia La Paz en un vuelo y luego puso las fotos de su participación en un cumpleaños. Nada del otro mundo excepto que en tiempos de pandemia ni los vuelos ni las fiestas están permitidos.

De hecho hay miles de bolivianos varados en las terminales de buses esperando poder partir hacia sus lugares de origen y la alcaldesa de Vinto, Patricia Arce, fue sacada de su casa violentamente por la policía y detenida cuando festejaba el onomástico de su hijo. Pero esta historia comprueba una vez más que “todos los animales son iguales pero hay unos más iguales que otros”. De manera que Raña pudo viajar porque es hijo de una muy cercana amiga de la presidenta Jeanine Añez (foto).

La excusa oficial la dio el verborragico ministro de Gobierno, Arturo Murillo quien dijo que quizá el muchacho en su vida se hubiera subido a un avión y por eso colgó la foto olvidando que pertenece a una enriquecida familia tarijeña y que acompañaba a su madre quien está enferma de la rodilla a las sesiones de la Asamblea Legislativa Plurinacional ya que es diputada nacional.

Y precisamente la madre de Raña, la diputada y candidata a primera senadora Gina Torrez, manifestó que vino en un avión oficial de la Fuerza Aérea Boliviana porque debía asistir a una sesión de la cámara baja del Congreso. Y sin embargo, no asistió a la cita según declaraciones de su correligionaria Norma Pierola. Ambas representantes pertenecen al mismo partido. Pero sí fue a la fiesta. “Toda madre tiene derecho a soplarle una torta a su hija” sostuvo Murillo, olvidando que lo que se sopla es la vela, y que quien sopla es la cumpleañera no su madre y que en tiempos de pandemia no es muy aconsejable comer torta “soplada”.

Y ya que hablamos de torta como cereza salieron nuevas fotos. Esta vez se trata del ministro de la presidencia, el también beniano Yerko Núñez, mano derecha de la presidenta. Otra vez Instagram. Esta vez los posteos son del avión militar en Rurrenabaque, lugar de dónde es Núñez y esta vez tomados por la ex reina de belleza Yarakoby Shiraishi Chávez. Luego fotos de la sala VIP del aereopuerto de La Paz, y mensajes de la exmiss del pueblo hablando de un viaje exprés.

Luego, las penosas explicaciones de la autoridad señalando que la muchacha estaba muy enferma y que por eso se la trasladó hasta la sede de gobierno en el avión. Horas después la foto del 2016 donde la señorita era elegida miss Rurrenabaque siendo parte del jurado… usted lo adivinó: Yerko Núñez. Y grabaciones de la bella diciendo que Yerko le dio permiso para que sacara las fotos y además le ofreció otros viajes a Cochabamba y Santa Cruz.

En fin sexo, poder y lágrimas a la boliviana. Y. claro la comidilla de las redes sociales.

1 comentario en Jeanine, los vuelos y la pandemia

Deja un comentario