mayo 19, 2022

Masacre de Jesús de Machaca


Por Claudia Miranda Díaz * -.


El 12 de marzo de 1921 sucedió la Masacre de Jesús de Machaca, donde fallecieron aproximadamente 119 indígenas. Ese lugar ahora es un municipio, creado el 7 de mayo de 2002, perteneciente a la Provincia Ingavi del Departamento de La Paz. La masacre ocurrió durante la presidencia de Bautista Saavedra Mallea, quien gobernó entre 1920 y 1925.

El Estado oligárquico que nació en nuestro país al finalizar la Guerra del Pacífico dio lugar a la creación de los primeros partidos políticos (luego de la Guerra del Chaco serían modificados): el Partido Liberal y el Partido Conservador. Hasta 1898 gobernaron los conservadores y desde 1899 empezaron a gobernar los liberales, tras la Guerra Federal, que definió el poder regional, trasladando la sede gobierno a la ciudad de La Paz.

Bautista Saavedra, conocido como el “cholo Bautista”, en 1914 fundó el Partido Republicano (escisión del Partido Liberal), derrocó al liberal José Gutiérrez Guerra, en julio de 1920, y pronto se constitucionalizó mediante elecciones nacionales, el 28 enero de 1921. Gutiérrez Guerra era presidente constitucional, electo por voto calificado.

En tiempos de la Colonia existían los corregimientos, que estaban a cargo de un corregidor, cuya función era representar al Rey de España en ese territorio. Fundada la República en 1825 la situación para los campesinos no cambió mucho, pasaron de pongos del Rey a pongos de los patrones: no tenían derechos ciudadanos.

En Jesús de Machaca el corregidor Luis Estrada cumplía sus labores patronales, tarea que desempeñaba con abuso permanente hacia los comunarios, el hecho que rebasó los límites de los habitantes de la región fue que Estrada castigara con encierro y dejara morir a dos campesinos. De ahí que la población, liderada por Faustino Llanqui y Blas Ajacopa, se sublevó y mató al corregidor y su familia; la respuesta del gobierno de Bautista Saavedra fue enviar mil 400 soldados –acantonados en Guaqui– a Jesús de Machaca, donde mataron a indígenas hombres, mujeres y niños, alcanzando el número de víctimas alrededor de 119 aymaras.

Desde entonces Jesús de Machaca es conocido como la “marka rebelde” (ciudad rebelde), sus habitantes rinden homenaje a sus abuelos cada 12 de marzo, los niños con civismo recuerdan a los líderes Faustino Llanqui y Blas Ajacopa, por su valor de enfrentarse a sus opresores.

El levantamiento indígena de Jesús de Machaca en 1921 se suma a la sublevación aymara de Zárate Willa (1898-1899); después vendrían los levantamientos de Chayanta en 1927 y la rebelión de 1947, que empezó en una hacienda del Lago Titicaca y se irradió a varios departamentos (Chuquisaca, La Paz, Oruro, Potosí, Cochabamba), alcanzando a más de cuatro mil indios levantados en contra de sus patrones.

En 1945 se llevó a cabo el Primer Congreso Indigenal, realizado en La Paz bajo el gobierno de Gualberto Villarroel, quien a lo largo de su mandato prohibió el trabajo gratuito, abolió los diezmos y obligó a los patrones a implementar escuelas de educación para los hijos de los indígenas que trabajaran en sus tierras. Villarroel fue asesinado en 1946.

Los levantamientos de 1921, 1927, 1947 y el Congreso Indigenal fueron los albores de la Revolución del 52.


*       Economista y auditora.

Sea el primero en opinar

Deja un comentario