mayo 19, 2022

La CIJ definirá el porcentaje de reducción del flujo de aguas del Silala hacia Chile

En el marco de la conclusión de los alegatos orales por la disputa sobre el estatus y el uso de las aguas del Silala, en el departamento de Potosí, la Corte Internacional de Justicia (CIJ), en su veredicto final, deberá establecer con claridad la cantidad de reducción del caudal del líquido elemento hacia Chile por el desmantelamiento de los canales artificiales y por la preservación de los bofedales.

En conferencia de prensa, el ministro de Relaciones Exteriores, Rogelio Mayta; el agente de Bolivia ante la CIJ, Roberto Calzadilla; y el secretario de la Dirección Estratégica de Reivindicación Marítima (Diremar), Emerson Calderón, ofrecieron un informe sobre los alegatos orales desarrollados entre el 1 y 14 de abril de 2022.

En la ocasión, el Canciller explicó el trabajo ejecutado por los juristas y científicos expertos internacionales contratados por el Estado Plurinacional para responder a la denuncia presentada contra Bolivia por Chile y las contrademandas formuladas por el país.

FALLO CLARO

A la consulta de cómo debería concretarse una eventual compensación económica por el aumento del caudal del recurso hídrico a través de canales artificiales, el ministro Rogelio Mayta explicó que Chile reconoce la soberanía de Bolivia sobre esos sistemas artificiales y si decide mantenerlos o no.

Aunque expresó que un eventual desmantelamiento de éstos significaría una reducción de sólo 2% de flujo, en tanto que estudios científicos presentados por el país estiman un 11% y hasta el 33% si se repone el mantenimiento de los bofedales o manantiales en el Silala.

“Nosotros hemos manifestado en la Corte que queremos preservar y reponer ese ecosistema que ha sido seriamente dañado por estos canales (artificiales), pero Chile cuando nos dice que Bolivia tiene el derecho de levantar los canales persiste en que ese efecto sería solamente del 2%. Eso implica en los términos del derecho internacional, que, si se rige el curso de agua por las reglas del derecho internacional, que al levantar los canales y reponer bofedales hacemos un daño significativo (mayor al 2%) y pudiera Chile acusarnos”, sostuvo.

“Hemos pedido a la Corte que en esto haya claridad, pese a que Chile dice que pueden levantar los canales, supone que sólo le puede afectar en 2%, y para nosotros puede ser 11%, 33% o más. La Corte nos tiene que decir con claridad que si levantamos los canales, que es nuestro derecho como lo ha aceptado Chile, la afectación que sea será el porcentaje que fuera. Esos temas van a tener que ser dilucidados por la Corte”, precisó.

“Nosotros queremos que eso quede absolutamente claro y que la Corte diga ‘Bolivia tiene derecho a levantar los canales artificiales cuando lo decida y a reponer sus bofedales, y si eso implica 10%, 20% o 40% Chile no puede reclamar nada’, eso estamos pidiendo a la Corte, que sea clara para no tener complicaciones más adelante con Chile”, añadió el Canciller.

EQUILIBRADO

“Nosotros esperamos que este fallo que emita la Corte sea equilibrado, que atienda los criterios que Bolivia ha expresado en la CIJ, los documentos que ha presentado, y esperamos que en ese marco se preserven los derechos de nuestro país y de nuestro pueblo”, resaltó el canciller Rogelio Mayta.

Sea el primero en opinar

Deja un comentario