marzo 6, 2021

Comisión de Mercosur indaga sobre violación de DD.HH. en Bolivia

La Paz-. Una delegación de derechos humanos del Mercosur escucha hoy testimonios de familiares de fallecidos, heridos y aprehendidos durante la represión de las Fuerzas Armadas y la policía de Bolivia, en Senkata, ciudad de El Alto.

El pasado día 19 de este mes, policías y militares tomaron la planta de Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos, ubicada en Senkata, la cual había sido bloqueada por manifestantes que exigían la salida inmediata de Jeanine Añez Chávez, autoproclamada presidenta del país andino en el contexto del golpe de Estado contra Evo Morales.

Desde la planta salieron convoyes de pipas cisternas con combustibles hacia La Paz fuertemente resguardados por efectivos armados, tanquetas, y medios aéreos, luego de romper el bloqueo de los pobladores.

Ante las manifestaciones en contra del gobierno de facto, la autoproclamada mandataria firmó un decreto que exime de responsabilidad penal a los militares desplegados contra las movilizaciones.

‘El personal de las Fuerzas Armadas que participe en los operativos para el restablecimiento del orden interno y estabilidad pública estará exento de responsabilidad penal cuando, en cumplimiento de sus funciones constitucionales, actúe en legítima defensa o estado de necesidad, en observancia a los principios de legalidad, absoluta necesidad y proporcionalidad’, señala el texto.

La orden fue promulgada el viernes 15 de noviembre, el mismo día en que nueve manifestantes murieron a manos de uniformados en un enfrentamiento en una zona cocalera cercana a la ciudad de Cochabamba.

Ayer, la Defensoría del Pueblo de Bolivia informó la muerte de Calixto Huanacu, décima víctima fatal de la operación militar-policial en Senkata.

De acuerdo con la entidad, el deceso se produjo al mediodía de ayer miércoles por el agravamiento de un traumatismo cráneo encefálico ‘severo por arma de fuego’.

Al menos 32 personas han perdido la vida por la represión a las manifestaciones en Bolivia luego del golpe contra Morales, obligado a dimitir por altos mandos militares el pasado 10 de noviembre.

Be the first to comment

Deja un comentario