octubre 23, 2020

A 31 años del asesinato de Marcelo Quiroga Santa Cruz

Los restos del líder socialista, continúan desaparecidos después de 31 años de su asesinato.

Haciendo un esfuerzo se puede admitir la afirmación de los mandos castrenses: “No existen archivos clasificados de los sucesos del 17 de julio de 1980.

La cúpula militar, debe comprender que la reconciliación plena de la Institución con el pueblo, pasa por el esclarecimiento del lugar donde se encuentran los restos de Marcelo Quiroga Santa Cruz; el justificativo para no hacerlo, es probable que se relacione con factores que gravitan sobre el Proceso de Cambio que vive el país, y con la existencia de resabios fascistas al interior de las Fuerzas Armadas.

El 28 de septiembre del año 2008, denunciamos la agenda conspirativa denominada: “Media Luna”, solventada por el imperio y las petroleras nacionalizadas, y encabezada por Croatas, Comité Cívico de Santa Cruz y militares del Servicio Activo, Pasivo y en Retiro; con el objetivo final de derrocar al gobierno de Evo Morales. La denuncia se basó en información fidedigna del mismo grupo de militares progresistas que proporcionaron a Marcelo: los “Decretos Reservados de Banzer”, y lo alertaron sobre el golpe de Natusch.

La “Operación Media Luna”, en una de sus fases, consistía en crear escasez de productos alimenticios básicos, para irritar a los movimientos sociales, y llevarlos a realizar manifestaciones violentas contra el gobierno.

En el último tiempo el país vive, una de las fases de la conspiración fascista, que aprovechan: los errores mas políticos que económicos del gobierno, la incrustación derechista en el Magisterio y Transporte, y la alienación de algunos dirigentes de los movimientos sociales.

No debemos olvidar que en muchos momentos de nuestra Historia, la miopía política de dirigentes sindicales, arrastraron a las masas a constituirse en puente de transito de las dictaduras, de las que la clase obrera fue su primera víctima.

A la realidad objetiva que vive el país en el Proceso de Cambio, acosado en lo interno por la burguesía dominante desplazada del poder por los sectores campesinos y movimientos sociales que son los nuevos protagonistas de nuestra historia, y en lo externo por el Imperio, debemos agregar que la institución militar fue formada en los marcos de la hegemonía ideológica de la burguesía, marcando en su conciencia el concepto errado, de que es la “Institución Tutelar de la Patria”.

Cinco años de Proceso Revolucionario no son suficientes para gravar en la mente de nuestras Fuerzas Armadas: el concepto de la idea justa que representa el Cambio.

Todos estos factores en su conjunto, determinan que los mandos castrenses, no se decidan a investigar a fondo, en caso de que no lo conocieran, el lugar donde se encuentran los restos del líder socialista acecinado; quizás por temor a romper el “Pacto del Silencio”, que siempre impulso equivocadamente sus acciones, por mantener una “Unidad”, por encima del valor Justicia, que constituye el objetivo superior de toda sociedad.

Los intereses antinacionales servidores del Imperio, no podían admitir que el líder socialista, pusiera en el banquillo de los acusados a la oligarquía dominante y planteara Juicio de responsabilidades al dictador Hugo Banzer; planificaron y ejecutaron su asesinato; son estos mismos intereses de la burguesía desplazada y del Imperio, los que pretenden frustrar el proceso de cambio que vive Bolivia.

Nuestro homenaje a Marcelo Quiroga Santa Cruz en los 31 años de su asesinato.

*     Fundador del Partido Socialista-1

Be the first to comment

Deja un comentario