diciembre 5, 2020

El gran salto tecnológico

por: Pablo Ortega

El nuevo centro de investigación nuclear es un gran avance para el país y se logró gracias a la visión de un hombre que vela y trabaja por su pueblo; contribuirá notablemente a la salud, industria e investigación. Cuán importante es que un país sea soberano tecnológico y científicamente para su desarrollo, abordando problemáticas para brindar mejores condiciones de vida a los bolivianos.

Bolivia es parte del OIEA (organismo internacional de energía atómica) desde 1967 y hasta ahora, que se firmaron los convenios con Rusia, muy poco se había avanzado, casi nada. No desmerezco en ningún sentido a aquellos bolivianos y bolivianas que se dedicaron a la investigación nuclear en condiciones no muy aptas y con poca cooperación desde aquel año. Estoy seguro que dieron de sí todo su esfuerzo y dedicación en la construcción de un mejor país.

Evo Morales, en su plena convicción de trabajo para el pueblo, alienta la creación de las Olimpiadas Científicas Plurinacionales que si bien ya existían no recibían el apoyo necesario, siendo éstas un gran aliciente para la juventud en pos del desarrollo científico-tecnológico. Posteriormente otorga becas para una mejor preparación en cuanto a especialidades se refiere, con la única condición que regresen los becados a trabajar por su país. Así, llega el día en que se anuncia la creación de un centro de investigación nuclear, alegría inmensa para el pueblo boliviano ¿no? Pero grupos opositores que piensan más en su beneficio propio y no en los del país se niegan a que se construya este centro alegando que sería un reactor de potencia que traería contaminación, que traería un nuevo Chernobyl; cuán importante es leer e informarse bien para no caer en la desinformación absurda y poco creíble que fue brindada con el único propósito de hacer quedar mal al gobierno nacional.

Hoy, el centro de investigación nuclear será construido en la valiente ciudad de El Alto y me da una alegría inmensa saber que futuras generaciones tendrán un mejor lugar para hacer investigación. También me alegra saber que se combatirá el cáncer de una mejor manera en cuanto a prevención, detección y tratamiento. Y que el sector agroindustrial será fortificado para el incremento de la productividad y seguridad alimentaria. No me queda más que aplaudir el programa nuclear boliviano y a Evo Morales.


* Estudiante de la Facultad de Ciencias Puras y Naturales, carrera de Física en la UMSA, y militante de la Generación Evo (GE).

Be the first to comment

Deja un comentario