junio 20, 2021

CNN, huele a CoNspiracióN

Cuando el periodista Coco Manto nos recordaba a los “lacayos” de Joseph Goebbels, el capo de la propaganda de Hitler, respecto del rol que juegan algunos periodistas en lo que dicen o escriben, volví a recordar el estilo de esos cafichos mediáticos que tienen algunos periodistas en la cadena CNN, que seguramente son de la escuela del jerarca nazi.

Recientemente el presidente Evo Morales acusó al periodista Fernando del Rincón, de la cadena CNN, de “conspiración” y de haber cometido al menos cuatro delitos en Bolivia al entrevistar, el 5 de mayo, a un menor que fue presentado como su hijo en el marco de un plan para desestabilizar a su Gobierno.

Dijo que la cadena internacional y el periodista vulneraron el Código Penal, referidos a la apología pública de un delito, asociación delictuosa, encubrimiento y complicidad. Consideró que los actores locales de este plan conspirativo fueron, además de los implicados directos en el caso de Gabriela Zapata, Samuel Doria Medina, el analista político Iván Arias y el comunicador Carlos Valverde, quien ahora se refugió en Argentina.

Morales explicó que del Rincón estuvo en el país entre el miércoles 4 y el viernes 6 de mayo y que el jueves 5 realizó una entrevista a un menor de 5 años, a quien se hizo pasar como el hijo fallecido que tuvo con Zapata en 2007. En ese entonces su expareja aseguraba que el niño estaba vivo.

El Ministerio de Gobierno publicó posteriormente en su cuenta en Twitter una imagen del momento en que el niño ingresa al ascensor del hotel donde se realizó la entrevista, en la que se lo ve utilizando un antifaz negro y acompañado de quien sería su verdadero padre. El Presidente dijo que el menor fue llevado hasta el lugar por otros “operadores” del plan de conspiración y que posteriormente, además del periodista de CNN, Doria Medina y Arias generaron expectativa para la entrevista mediante sus cuentas en redes sociales.

El 9 de mayo, Arias publicó en la misma red: “CNN pondrá a los bolivianos en un rincón. Estar atentos”. Morales consideró que ambas publicaciones prueban que Doria Media y Arias formaron parte de la conspiración, mientras que CNN estuvo en misma estrategia desde el momento en que entrevistó a Valverde, poco después de sus revelaciones.

La CNN ha debutado no sólo desinformando a la opinión pública, si no siendo parte del tráfico de menores, un delito de orden trasnacional, por haber dado cobertura a una improvisada entrevista en el “garaje” de un edificio al menor que fue suplantado por Gabriela Zapata y su supuesta tía, como si ese niño fuera el hijo del Presidente.

“Lamento mucho que algunos periodistas se presten a la conspiración política cometiendo delitos. Estarán en manos de la Fiscalía los procesos correspondientes”, aseguró Morales, quien además afirmó que, con ese hecho, CNN confirma su conspiración contra el Gobierno.

Esta es la muestra clara del interés que han tenido fuerzas conservadoras norteamericanas –a las que responde CNN– la imagen del presidente Evo Morales; tal como lo hacen contra aquellos gobiernos que no responden a sus intereses.

Queda claro que la CNN puso su cuota actuando alevosamente dentro el cártel de la mentira en el caso Zapata, toda vez que mafiosamente se intentó mancillar la imagen del presidente Evo Morales.

Las mentiras de esta cadena noticiosa han sido reiteradas. Los medios de comunicación privados, que siguen el libreto norteamericano, son armas de guerra ideológica y han ido reposicionándose en el continente.

CNN miente a otros como le miente a su propio pueblo, en los Estados Unidos dominan grupos económicos que son las trasnacionales, y utilizan sus medios de comunicación, como FOX, CBS y otros, para tener el dominio del Gobierno, Congreso y la Justicia Norteamericana, con el propósito de dominar al mundo a través de la concepción de un Estado Imperial.


* Escritor e historiador potosino.

Be the first to comment

Deja un comentario