abril 18, 2021

La planificación educativa con enfoque de género


Por Soledad Buendía Herdoíza -.


El derecho a la educación es un derecho humano fundamental que permite adquirir conocimientos y alcanzar una vida plena. Se trata de un derecho que impulsa el desarrollo económico, social y cultural. Si partimos del presupuesto de que la educación es un derecho humano fundamental, según la Declaración Universal de Derechos Humanos (1948), entonces la planeación educativa debe definir los fines, objetivos y metas para que esta pueda ser ejercido plenamente por todas y todos. La planificación es una herramienta de gestión muy importante, es el proceso que permite organizar con método y estructura los objetivos trazados en un tiempo y espacio determinados. Es decir, admite el definir qué hacer y con qué recursos y estrategias.

La planificación educativa debe partir de un diagnóstico donde se vinculan las necesidades educativas; las condiciones de aprendizaje y los factores externos que afectan al proceso de enseñanza aprendizaje; establecer de manera sistemática lo que se va a hacer, porqué se va a hacer, para qué y con qué recursos, características y responsables; facilita la mejora constante y aporta en garantizar la calidad educativa.

La ejecución de la planificación educativa representa un reto y debe ser enfrentada con flexibilidad y adaptabilidad. En el ámbito formativo particular en el que me desenvuelvo, implica una lucha permanente contra el sistema, pues no se visibiliza la importancia y potencialidad de la formación en género. Por lo que aplicar las acciones planificadas encuentra obstáculos administrativos y económicos constantes.

La fase de evaluación permite sistematizar las experiencias y lecciones aprendidas; mejorar futuras acciones y proyectar nuevas estrategias, ajustando lo planificado con los nuevos insumos.

La planificación educativa con enfoque de género tiene una gran potencialidad en tanto asegura una mejor calidad educativa; aumenta la pertinencia de los contenidos y currículos educativos, y se relaciona con la misión de la educación como transformadora del ser humano y de la sociedad. Este enfoque supone un desafío en su aplicación como materia transversal dentro de los programas educativos y en relación a la formación del docente sobre su demarcación teórica y epistemológica desde la multidisciplina o la transdisciplina.


* Miembro de la Asamblea Nacional del Ecuador.

Be the first to comment

Deja un comentario