octubre 28, 2020

El primer primero de mayo

Los trabajadores cochabambinos celebraron su primer 1ero. De mayo en 1922. Ese mismo año, se conformó la Federación Obrera del Trabajo(FOT), que constituía la antesala de la Central Obrera Departamental(COD), que fue organizada después de estallada la revuelta popular de abril de 1952. Por entonces(1922), el núcleo proletario organizado era muy reducido y se limitaba a quienes trabajan en dos empresas ferroviarias. Una, la inglesa Bolivian Railway, que operaba la línea entre Cochabamba y Oruro y de allí hacia otros destinos. La otra, de la Empresa de Luz y Fuerza Eléctrica, que atendía el tramo entre la ciudad y Arani, en el corazón del Valle Bajo. En el resto de entidades —llamadas Federaciones— se agrupaban sastres, peluqueros, albañiles, choferes y zapateros. Los estudiantes se agrupaban aún en una Sociedad. Dos años más adelante ellos estructurarían también su propia Federación, bajo influjo de corrientes (pro)marxistas.

El recordatorio a los mártires de Chicago, comenzó la noche el 30 de abril de 1922, con una marcha de teas que recorrió el centro de Cochabamba. Al día siguiente, a las 5:30 de la mañana, las locomotoras pitearon saludando el magno día. Cuatro horas más tarde se realizó una concentración en la Plaza Colón. Hablaron un representante obrero y otro estudiantil (una conjunción que se solidificaría con los años) y José Antonio Arze, quien en 1928 motorizaría la lucha por la Autonomía Universitaria y colaboraría en primera línea en la introducción del marxismo en Bolivia.

Concluidas las disertaciones, la masa de trabajadores ocupó la Plaza de Armas y desde allí inició una marcha por distintas calles. La precedían integrantes de la flamante FOT, a la cabeza de ferroviario José Parrado. Flameaban algunas banderas rojas y los voceadores vendían “El Federado”, órgano de la entidad laboral. En la tarde se jugó un “match” de “football” entre el “team” estudiantil y el Oruro Royal, el primer equipo de balompié fundado en Bolivia. Aún faltan estudios sobre el impacto de este deporte en la sociabilidad obrera, baste recordar que muchos equipos pertenecían a entidades laborales. En la noche, en el Teatro Achá, se posesionó la directiva de la FOT.

La importancia de toda esta conmemoración, radica en que los obreros empezaran a establecer en Cochabamba su propia ritualidad y narrativa celebratoria, introduciendo en las calles actos, nombres canciones y símbolos, distintos a los tradicionales pertenecientes al mundo cívico-patriótico(14 de Septiembre) o al religioso (Semana Santa, etc.).



* El autor es historiador

Be the first to comment

Deja un comentario