noviembre 27, 2020

Un 1 de mayo contradictorio en el mundo

El 1 de mayo, el Día Internacional de los Trabajadores, no todos lo celebraron de manera similar en el planeta. En unos países, las concentraciones se desarrollaron en ambiente de fiesta y lucha para reafirmar revoluciones que, en medio de un “capitalismo realmente global”, apuestan por profundizar el camino hacia la emancipación del trabajo y de la humanidad. En la mayor parte de los países del mundo, sin embargo, las concentraciones fueron más bien para protestar contra gobiernos que ahondan la situación precaria y de sobreexplotación de los trabajadores.

Las imágenes registradas por las televisión en países como Bolivia, Cuba, Venezuela, Ecuador y Nicaragua, por citar a los más importantes, denotaban alegría y festejo en los trabajadores, así como una relación de correspondencia con los gobiernos, con sus gobiernos. La marcha de los trabajadores no eran de distancia y en protesta contra los gobiernos, sino más bien de reafirmación de que sólo la articulación “desde arriba” y “desde abajo” podrá convertir esas revoluciones en irreversibles. Es decir, en esos países de América Latina los trabajadores, que son parte del boque en el poder, festejaron el 1 de mayo en una posición de continuar el camino hacia la emancipación plena.

Pero las cámaras de televisión de todo el planeta también registraron la otra cara de la medalla. En Europa los trabajadores salieron a las calles para expresar su rechazo a las políticas neoliberales y en países latinoamericanos con gobiernos de derecha pasó lo mismo. Las imágenes mostraron rostros combativos y de bronca acumulada de millones de ciudadanos contra gobiernos que prefieren la articulación con las empresas transnacionales y sus intereses que van a contra-ruta del sentimiento e intereses de los pueblos. En esos países, donde los trabajadores no están en el poder, las concentraciones, bajo la atenta vigilancia de las fuerzas represivas, mostraron lo mucho que han avanzado los pueblos en América Latina.

Be the first to comment

Deja un comentario