noviembre 23, 2020

China se adelanta a EE.UU.

No hay duda que China avanza hacia un liderazgo regional y mundial que pone bastante nervioso a los Estados Unidos. El martes pasado, 11 de noviembre, el Foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico (APEC) ha aprobado, a pesar de la resistencia estadounidense de que eso suceda, la creación de una zona de libre comercio que aglutina la mitad del PIB mundial y el 44 del comercio.

Esta zona de libre comercio del Asia-Pacífico (FTAAP) es una respuesta al Acuerdo Estratégico Trans-Pacífico de Asociación Económica (TPP) que alentado por EE.UU., con la participación de 12 países de un lado y otro del Pacífico, se propuso una estrategia de contención de China, cuya gravitación en el mundo, acompañada por el retorno de Rusia, es cada vez mayor.

En la Cumbre de la APEC, donde también participaron Chile, Perú y México –los tres miembros de la Alianza Pacífico (AP) promovida por EE.UU. como parte del TPP- también sirvió para dos hechos políticos que con seguridad han provocado la preocupación estadounidense: por un lado, al acercamiento de China y Corea del Sur a través de un acuerdo comercial con la supresión de aranceles para una veintena de mercancías y, por otra parte, la decisión de China y Japón de ponerse de acuerdo sobre la soberanía de unas islas en el Pacífico.

Entre las resoluciones más importantes de la Cumbre de la APEC están la de impulsar una nueva arquitectura financiera, que en buenas cuentas implica, como decidió la cumbre del G77+China en Bolivia, el impulso de nuevas medidas alternativas de intercambio al dólar.

No hay duda que la disputa por la hegemonía o la pérdida de centralidad de EE.UU. en el mundo es un dato de la realidad que no se puede ocultar o dejarse de ver. China y Rusia han vuelto a un protagonismo que hace una década era difícil de observar.

Be the first to comment

Deja un comentario